odiar tu trabajo

Empecé esta comunidad (siquieroquiero) porque odiaba mi trabajo. No lo odiaba porque me trataran mal, fuera desagradable o exigente. Lo odiaba sólo porque no quería estar ahí, no sentía que era “lo mío”. Me pasó lo mismo con 2 agencias más, aunque en una sí se justificaba mucho el odio porque trabaja sólo con retail y ahí la gente es mala, cruel, vil. Pero al final, después de no despreciables 5 años – por fin – encontré un trabajo donde me sintiera feliz, exitosa y valorada. No gano mucho, no duermo mucho, pero me hizo levantarme muy temprano que es una gran cosa en mi vida.

Pensé qué cosas me hicieron aguantar y aferrarme a la vida esos 5 años en que estuve haciendo algo que no quería. Y aunque todas tienen sus razones personales para no-tirar la toalla aún, quiero compartir esos detallitos que en lo personal me hicieron la vida más amena. Para que al menos el proceso de buscar “qué quiero hacer” y aguantar tu pega actual no sea tan terrible.

1- Jamás dejar de buscar: Nunca se conformen ni dejen de mirar páginas, tirar CV, averiguar cómo poder montar un negocio, preguntarle al primo del amigo lejano si están buscando a alguien en la empresa que trabaja porque te encanta, etc. Nunca paren de buscar y de mentalizarse en “voy a encontrar un lugar mejor” porque si se quedan sólo lamentándose, nada va a pasar. Rachel lo supo y al final todo salió súper 🙂 

2- Buscar una zona de confort en tu espacio de trabajo: siempre hay un lugar más rico donde almorzar, un@ compañer@ que te cae bien y con quién puedes conversar o una ventana bonita por donde mirar. Ordenar tus tareas y empezar por lo que te sea más simple o agradable o quizás partir altiro por lo más complejo, cómo tú te sientas mejor.

3-Decorar tu propio espacio: Si no hay zonas de confort, construye la tuya en tu puesto; pon fotos de las personas que ames, de tus animales, memes que te den risa (el de britney es mi favorito) o frases que te motiven. Usa pinterest!! hay mil ideas para decorar tu puesto con un jarro de vidrio y glitter.

3.1- Mentalizarte en tu espacio de trabajo: Conocí mucha gente que odiaba su pega tanto como yo, PERO tenía un propósito clave. Tu también puedes poner fotos de tus sueños, por ejemplo si trabajas porque quieres viajar; pega una foto de una playa caribeña. Crea tu propio “cartel motivacional” con todas esas cosas por las que estás trabajando; hijos, departamento, ropa linda, comida rica…hay tantas e infinitas razones… Pero es bueno recordarlas de forma tangible y linda, no sólo como “deberes” o “sueños” que recordarse camino en la micro. 

4- Comer rico: esta es para las shanshitas como yo; regalonearse con comida es fundamental; prepararse un desayuno rico, picarse fruta para la tarde, darse el tiempo de llevar un almuerzo que estés esperando por comer. Si lo tuyo no es la comida, puede ser armar playlist para tu humor en diferentes momentos del día; una tranqui en la mañana, otra más rockera o reggaetonera para la tarde, tener un set de lápices bonitos, post it hermosos…dependiendo de tu fetiche laboral, pero amarte en esos detalles.

5- Animarte a ti misma: usar ropa interior linda, porque es un lujo para ti, que no la muestras a nadie. Una forma de decir “ya, estoy en este trabajo de mierda pero yo no soy este trabajo, soy mucho más.” , elegir colores diferentes, vestidos con estampados, lo que sea que te haga sentir cómoda y llena de vida . Está comprobado que el vestirse con ciertos colores puede cambiar tu estado de ánimo; maquillarte, peinarte, usar algo con lo que te sientas mina hará que el día sea un poco más amigable porque tú estarás con una actitud diferente hacía el.

6- Nunca olvidar que no eres ese trabajo, nada es para siempre, muchas están igual pero muchas queremos que salgas de ahí; no caigas en la espiral del dolor laboral. Sabemos que este es un momento difícil, que quizá no estás viendo muchas posibilidades pero no hay mal que dure 100 años ni cuerpo que lo aguante. Esto es un momento, y todas las etapas de la vida tienen un toque importante y terrible de enseñanza. Acá estaremos para animarte, apoyarte y desearte el mejor de los éxitos

y tú, ¿qué haces para soportar un mal trabajo o un mal día en tu trabajo amado?

 

ilustración de portada: http://elliebeanz.tumblr.com

 


Comentarios

Comentarios