ConAmor, por Grace Torres

Contar mi experiencia es la forma que tengo de agradecer a todas esas emprendedoras que durante mucho tiempo seguí en forma pasiva desde mi instagram, en silencio, y soñando algún día lograr vivir de lo que amo.

Soy Grace Torres, diseñadora y esta es mi historia  ConAmor.

Todo partió hace un año, cuando sentada en mi oficina en un piso 12 a cargo de un departamento de marketing comencé a pasar mis días mirando por la ventana y soñando con estar en otro lugar, a soñar con la idea de arrancar de la rutina y de hacer algo que día a día llenara mi corazón.
Así fue como nació la inmensa necesidad de cambiar el rumbo de mi vida, de disfrutar de cosas diferentes, de no sentir que se me pasó la vida sentada en ese lugar. El universo me escucho y fui despedida en Diciembre del 2015, por lo tanto había llegado el momento de cambiar.

Los meses que siguieron los pasé buscando inspiración y motivación en el sur de Chile junto a mi hija de 10 años, recuperando el tiempo perdido y llenándome de energía  para el nuevo comienzo.
A mi regreso decidí que debía actuar, tenía la marca creada desde hace un tiempo, compré materias primas, de mis viajes traje conmigo partes de la naturaleza, armé mi taller en casa, tenía todo!  Pero el miedo me paralizó, pensaba si realmente podría dedicar mi vida a esto, si estaba correcto lo que hacía al cambiar todo por algo nuevo y desconocido. Vivir en la zona de confort  y no arriesgarme a ratos se trasformó en la opción, pasaba el tiempo y día a día miraba mi taller y dudaba si sería capaz o no. Había días completos de bloqueos, no me sentía creativa.  Pensaba, sin haber intentado nada, que no resultaría, entonces abandonaba todo nuevamente.3

Pero llego el día, en que siguiendo los consejos de mi prima, solo comencé. Así de fácil era!! Empezar a crear y fabricar. Así fue que  jardines diseñados hace meses vieron la luz en solo un par de horas. Esto tenía magia!!! Y automáticamente nació la motivación por ir más allá, tome las redes sociales y subí fotos, preparé textos y ya estaba!!!! Lo maravilloso era la sensación de ahora, sentirse capaz de todo.

Llevo un mes trabajando en mi sueño, ahora busco un trabajo para complementar mi emprendimiento, acepte que hay otras formas de lograr lo que nos proponemos. Soy nueva en esto y reconozco que todo es una montaña rusa, aún tengo mis dudas y mis temores, aún hay momentos de cuestionar todo,  pero cada día me levanto pensando en qué puedo hacer para que cada vez más gente nos conozca y quiera compartir sus días junto a un jardín ConAmor.1

Leer comentarios positivos, empezar a sentirme parte de una comunidad que sí valora lo hecho a mano y por sobre todo  ver la admiración de mi hija por lo que hago y que ella sea mi compañera en esto, me hace sentir que si puedo lograrlo, que hoy estoy creando y vibrando por lo que me llena el corazón, nadie dijo que sería fácil  pero sentir que hay esta en mis manos el cambio que tanto busque, me llena de alegría.7
4


Comments

comments